Las baterías del ARA San Juan no fueron reemplazadas para abaratar gastos

Durante el gobierno de Cristina Kirchner, la Armada no  cambió las baterías del ARA San Juan sino que decidió renovar las celdas de éstas en la reparación de media vida del sumergible. Así lo confirmó la compañía Ferrostaal, proveedora de servicios industriales, con sede en Alemania.

En el año 2005 la empresa firmó un contrato con la Armada Argentina para proveer partes y servicio técnico en la reparación de media vida que se le realizó al sumergible entre 2007 y 2014.

El proveedor y socio contractual de la Armada fue la empresa alemana Hawker GmbH, que ya había sido la proveedora de las baterías durante la construcción del submarino, en 1983, en Alemania, en los astilleros de Thyssen.

Según la información suministrada por la empresa alemana, “A pedido de la Armada no se realizó un cambio completo de las baterías, sino sólo un cambio de las celdas de las baterías, con el fin de poder ahorrar gastos “ y agregó que las reparaciones se realizaron en los astilleros Tandanor por personal de la fuerza naval.

Por último y a través de un comunicado la firma alemana  señaló que  no tiene indicios de irregularidades en relación con la conclusión, adjudicación y ejecución de la orden de entrega y agregó que  tampoco tiene pruebas de que Hawker GmbH haya entregado componentes de menor calidad en virtud del contrato firmado con nuestro país, cuando trabajó en la construcción del Submarino perdido.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *