Violencia de género: presentan un nuevo protocolo

El ministerio de Justicia presentó un nuevo protocolo de actuación en casos de violencia de género para mujeres, entre las modificaciones se encuentra la posibilidad de arresto domiciliario para el agresor.

El nuevo protocolo establece procedimientos de actuación ante llamadas telefónicas que ingresen de un Centro de Monitoreo Electrónico en el que se le realiza al agresor un seguimiento de vigilancia electrónica. También deberá intervenir el equipo psicosocial para la protección y acompañamiento de las víctimas. 

Esta nueva herramienta considera como situación de emergencia aquella en la que exista peligro inminente para la vida o integridad física de la mujer o su entorno, o cuando se denuncian lesiones que requieran atención médica inmediata, situaciones de violencia física o sexual o violaciones de medidas de protección. 

Si sucede una emergencia, los operadores del Centro de Monitoreo Electrónico dan aviso al 911 o al Programa de Atención a Víctimas de Violencia Familiar, de acuerdo a cada caso particular procuran garantizar la vida e integridad física de quien haya realizado el llamado de auxilio. 

La Dirección de Asistencia de Personas bajo Vigilancia Electrónica (DAPBVE) y el Área de Género de la Subsecretaría de Asuntos Penitenciarios y Relaciones con el Poder Judicial y la Comunidad Académica elaboró este Protocolo, en el marco de la Ley 26.485.